CIRI, trabajo por la inclusión

La inclusión no es una moda; es un tema que interesa a los académicos, investigadores y tecnólogos. Con esa premisa surge el Centro de Innovación y de Recursos para la Inclusión, una entidad que trabaja la asesoría de empresas interesadas en los diseños de infraestructura accesible.

IMG_7515

Por: Amanda Márquez

Fotos: Ilse Rangel

El Centro de Innovación y de Recursos para la Inclusión (CIRI) es una unidad de negocios instalada dentro de la UANL, al interior del Centro de Innovación y Diseño de la Facultad de Arquitectura (FARQ).

CIRI es una entidad especializada y enfocada en dar atención a todos los sectores, para tener un diseño de infraestructura accesible, una cultura de sensibilidad hacia las personas con discapacidad y la implementación de tecnología de vanguardia.
Expertos en la materia elaboraron este modelo único en el país, quienes fungen como consultores de las empresas e instituciones que solicitan su asesoría.

IMG_7505
El objetivo es promover una cultura de equidad, con planes de acción que actúen  de manera eficaz y que la inversión sea bien aplicada.
El arquitecto Guillermo Vilches Prieto explicó, en entrevista, que es imprescindible la accesibilidad de las empresas porque la ley así lo estipula, pero hay muy pocas instancias que les dicen cómo hacerlo.
“El Centro de Innovación y de Recursos para la Inclusión ayuda a entender a todas las demás personas (no a las personas con discapacidad) sobre la inclusión. También tenemos servicios como la accesibilidad, que es la planeación de los edificios de los lugares, para que puedan recibir a personas con discapacidad”, expresó el académico.

IMG_7519
Otro de sus enfoques, comentó el ingeniero Armando Durán Baker, es utilizar los valores que fortalecen a una persona con discapacidad para impartir talleres en escuelas en las que se presenten, por ejemplo, casos de bullying, aunque esta problemática no sea en sí un caso de discapacidad.

Otra situación en la que el CIRI puede asesorar es cuando hay interés de alguna empresa  en reducir sus niveles de accidentes, ahí se trabaja  la cultura de seguridad y protección para que usen su equipo y material necesario, como las empresas que trabajan con maquinaria.
Un eje importante es que no sólo se enfocan en las personas con discapacidad motriz, visual, auditiva e intelectual, sino que este tema también abarca la inclusión y accesibilidad a mujeres embarazadas, adultos mayores, discapacidad temporal y casos que puedan surgir en alguna empresa o institución, destacó Melissa Zarai González Beltrán.

IMG_7510
Es decir, que si ellos ofrecen un plan de acción, no sólo les servirá si algún empleado se encuentra en este caso, sino a más empleados, como una especie de efecto dominó.

Otra forma en que pueden involucrarse los asesores del CIRI es cuando alguno de los empleados llega a tener algún problema temporal, ahí intervienen ofreciendo la información y atención necesarias para que no sientan la inseguridad, sino que pueden continuar con sus actividades aún a pesar de la adversidad.

Si te interesa asesoría por parte del CIRI, aquí su correo electrónico ciri@uanl.mx o el teléfono 8329 4000 ext. 6803.

No Comments