×

14 marzo, 2022

Son los pozos profundos solución para la sequía.- Geólogo de UANL

Los pozos de agua profundos son la mejor alternativa para paliar la falta de agua en Nuevo León según los especialistas académicos. Sus ventajas son la calidad de su agua, su bajo coste de tratamiento y poca evaporación.

Por: Luis Salazar  

El problema de la sequía en Nuevo León -que podría prolongarse entre 10 y 12 años- puede resolverse con los pozos profundos, estimó el catedrático de Hidráulica y Perforación del Instituto de Ingeniería Civil (IIC-UANL), Juan Manuel Rodríguez Martínez.

En entrevista, el ingeniero geólogo explicó que la degradación de los ecosistemas han creado fenómenos climatológicos de lluvia como “La Niña” o de manchas solares como “Los mínimos de Maunder”, que deterioran los ciclos de sequía.

Son los pozos profundos solución para la sequía.- Geólogo de UANL
Son los pozos profundos solución para la sequía.- Geólogo de UANL

Esta falta de lluvia y sobre radiación solar eleva los porcentajes de evaporación de las aguas superficiales, como las presas, por lo que la ciencia comenzó a buscar alternativas desde hace algunos años. Lo mejor son los pozos de agua profundos.

Las aguas profundas tienen muchas ventajas, más que las aguas superficiales. No se contaminan a menos que sea el hombre quien las contamine. Son aguas de muy buena calidad y el tratamiento no es más que una pastilla de cloro. No se evapora”.

Juan Manuel Rodríguez Martínez

Catedrático de Hidráulica y Perforación del Instituto de Ingeniería Civil (IIC-UANL)

El investigador recordó que en los años 80 Nuevo León también sufrió un problema similar de estrés hídrico al que se vive en la actualidad, pero con mucha menos población, destacó el jefe del Departamento de Geohidrología y Geofísica del IIC-UANL. 

Tres escenarios: los pozos profundos la mejor 

Científicos de la UANL, en coordinación con Agua y Drenaje de Monterrey, han planteado tres escenarios. El primero, y solución a corto plazo, sería extraer el agua de los pozos someros, que tienen una profundidad máxima de 50 metros.

El segundo, y al parecer es el mejor, son los pozos profundos con profundidades que van de los 800 a mil 200 metros de profundidad

Son los pozos profundos solución para la sequía.- Geólogo de UANL
Son los pozos profundos solución para la sequía.- Geólogo de UANL

Yo considero que la fuente segura está en los acuíferos profundos. Ejemplo de ello está el campo acuífero Buenos Aires, de la Huasteca, que tiene 55 años de explotación y sigue funcionando o el campo Mina que se inauguró en 1975 y sigue produciendo”.

Juan Manuel Rodríguez Martínez

El investigador informó que además de estos dos acuíferos en los últimos años han estudiado pozos profundos en el Cerro de la Silla, la Huasteca, Ciénega de González, San José de Boquillas, la galería filtrante de San Francisco y otros pozos de Agua y Drenaje.

El tercer escenario es extraer agua de la presa Vicente Guerrero, pero sería la más costosa.

Extracción y estudio de pozos profundos: la solución

El ingeniero geólogo posgrado en la Universidad de Moscú y el Instituto Moscovita de la Industria Petroquímica relató que la necesidad de agua de Monterrey y su área metropolitana es de unos 4.1 metros cúbicos de agua por segundo

“Apuesto a las aguas subterráneas. Dentro de los sitios propuestos están tres pozos profundos en el Cerro de la Silla y otros tres en la Huasteca en áreas nuevas que se va a investigar. De entre los seis pozos vamos a extraer unos 600 litros por segundo”, señaló. 

Son los pozos profundos solución para la sequía.- Geólogo de UANL
Son los pozos profundos solución para la sequía.- Geólogo de UANL

Agregó que de los pozos someros se podrían extraer otros 200 litros por segundo para sumar 800 litros por segundo. Si se rehabilitan otros 50 pozos someros, se suman otros 300 litros más.

Pero cuentan con más proyectos. Las galerías filtrantes de San Francisco en la Cola de Caballo surtirán otros 400 litros. Si se agrega y se resuelve el problema del Río Pilón se podrían extraer otros 600 litros por segundo. Y esto, advierte, sin tener un mal impacto ecológico.

El campo Buenos Aires tiene más de 55 años que los estás explotando día y noche las 24 horas y no ha sufrido ningún impacto. Es un problema muy serio. Si el ciclo de estiaje, o sea de sequía, se prolonga a todas las presas no les va a llegar nada”.

Juan Manuel Rodríguez Martínez

Publicidad